«Soy la oveja negra en mi familia»

Es en su familia, sin ella no sería oveja, ni negra ni blanca.

El diferente sostiene la igualdad de los otros. Les da consistencia y elimina cualquier diferencia entre ellos. Para ese sujeto todos piensan y sienten de idéntica forma, se enferman de las mismas cosas, tienen las mismas costumbres y están atravesados por los mismos gustos y placeres. Se trata del reconocimiento que tiene como objetivo la búsqueda de atención de su familia, que lo reconozca ocupando un lugar, en tanto objeto. Tiene que ser “negro” para tener un lugar y ser reconocido y aceptado.

El sujeto se apropia de un nombre que le pusieron. El “Soy” es un segundo tiempo que necesitó cambiar del “Vos sos”.

¿Quién se designa como oveja?

¿Por qué negra?

¿Por qué lo cree?

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *